Translate a Post

No translation yet

Show Translating Help Box

Spanish post from Somos+ by Somos+

Soy cubano, está de más decirlo, pero soy muy cubano.







Por: Jorge Pantoja



(Mensaje enviado a los panelistas de “La Mesa Redonda”)



Hablan de las muchas libertades que dispensa el gobierno cubano hacia sus ciudadanos pero jamás he podido ver una propuesta diferente para mi país en sus programas. Cómo se puede señalar a la libertad de expresión de injerencista por ofrecer alternativas diferentes y diferir de las propuestas del gobierno? Tildar opiniones solo por no compartir esa grandeza absolutista de que no existe nada mejor que las propuestas gubernamentales, es demasiado dictatorial y represivo.



Ningún dirigente de esta Cuba ve la Isla con los ojos que la veo yo. Sus prioridades son mantener un legado, arraigar esa empatía por el odio a todo lo diferente, perpetuarse en el poder y silenciar cada rastro de cambio que se base en la democracia. Es absurdo que se celebre la presencia de revisiones o veedores en las elecciones presidenciales de otros países, y aquí en el nuestro todo sea obra macabra de un llamado “imperialismo” y no se le permita a nadie ver si se elige y cómo se elige bajo el pretexto de que quieren crear confusión.



Confundido estoy yo: no se quién votó por Díaz-Canel, veo la dirección de mi país como si fuese algo del siglo XV cuando se heredaba y no se ganaba. No sé cómo se llega a ser presidente de Cuba ya que no hay presidente… hay dictador que se cree dueño de Cuba.



La Internet es una falta respeto, esos precios son extravagantes y demasiado injustos. La red de redes es algo tan común que cuando comento con amigos de otros países lo que pago por este servicio como cubano, no me creen y algunos me dejan de escribir porque piensan que soy un estafador. Veinticinco pesos la hora, es totalmente absurdo.



Según los propios datos del gobierno cubano, el 92% de las producciones marítimas -alimentos- está destinado al consumo interno nacional (algo imposible de imaginar) y solo el 8% a la exportación. En mi mesa prácticamente nunca se ven alimentos de origen marítimo, sin embargo, es posible ver a Mariela Castro junto a Pastora y varios más, en una mesa disfrutando de buenas langostas y en la cantidad que los cubanos no ven en toda su vida. Bueno, de más está decir que comer mariscos es casi un delito: por un lado son muy difíciles de adquirir y por otro, sus precios son casi imposibles de pagar para la mayoría de los cubanos.



Me gustaría que realmente el gobierno aplicara lo que dice en cuanto a libertades y poder ver al menos propuestas diferentes en sus mismos espacios. Sería interesante para los cubanos ver a través de sus medios de comunicación, rostros diferentes (téngase en cuenta que según el gobierno, los medios de comunicación son del pueblo). A todos los cubanos que nos interesa el futuro de Cuba, nos gustaría visualizar los rostros y propuestas de líderes talentosos como Dagoberto Valdés, Manuel Cuesta Morua, Wilfredo Vallín, Gabriel González, Eliécer Ávila Cicilia, Rosa María Payá, Antonio Rodiles, Boris González, Carlos Raúl Macías, Yohanis Sánchez, Félix Navarro, Coco Fariña, José Daniel Ferrer, Antúnez, Berta Soler, Angel Parts, Oscar Elías Bicet… Existen más pero no me alcanzaría el tiempo para expresar lo que deseo. Todas estas personas poseen argumentos comunes y también diferentes. El pueblo tiene que aprender a elegir por sí mismo, basta de decirnos lo que tenemos que hacer y dejen de llamarnos incapaces y bobos, nos toca a nosotros elegir… no a ustedes.



Dejen de decir que todas estas personas son engañosas y manipuladoras, denle al pueblo de Cuba la posibilidad de tener otras versiones de lo que sucede aquí, empiecen a ser transparentes y dejen de ser verdugos de la multidiversidad. No me identifico con lo que ustedes plantean porque en mi vida no se refleja nada de lo que hablan: cada día me veo más estancado y con menos recursos.



Cuando al pueblo no se le da opciones, se le está robando su verdad. Esto el gobierno lo hace diariamente por todas las vías (en cada una de sus transmisiones televisivas, etc.). El gobierno se las ingenia para que los cubanos no se preocupen por el futuro de Cuba sino que se mantengan entretenidos con: “… el salario no me alcanza, no tengo comida, no hay medicina, el doctor permanece reunido porque es del PCC y no está dando consulta, no me ha llegado el agua en una semana, si digo lo que pienso se desgracia mi vida y la de mi familia, deja ver qué le regalo al maestro para que no la coja con mi niño, tengo que dormir en la cola para ver si puedo alcanzar que me atiendan en la oficina de trámites, no sé si pasará el ómnibus hoy, no hay artículos en las tiendas pero los particulares van sobrados, la toalla sanitaria se expende seis veces al año sin saber cuándo, Etecsa solo brinda bonos si las recargas se efectúan desde el extranjero demostrando que mi dinero no vale…”.



Son muchísimos años soportando barbaridades de modo que ya casi todas son vistas de manera normal. Si los cubanos tuviéramos el tiempo de pensar en nuestra Isla, le haríamos un gran favor a nuestro país, sin embargo, la eterna misión del gobierno consiste en bloquear a los ciudadanos con problemas cotidianos inacabables permitiendo la perpetuación de este en el poder.



If you would like to sign your translation, add your name to the others (if any) in the box below. Please make sure it says: "Translated by:" in front of the names

Check this box if you want other people to HELP FINISH this translation, or SOLVE PROBLEMS in it.

  Type what you see in the image (without spaces) 

Spanish post from Somos+ by Somos+